top of page

Terapia Psicoanalítica


Hola a todos, todas y todes. Soy el psicólogo Kevin Ubillús y bienvenidos a el primer episodio de tu salud mental, es primordial. Un espacio inclusivo y empático. Donde abordaré temas diversos y contemporáneos, con el fin de poder crear una comunidad interesada en priorizar la salud mental.


Como practicante del psicoanálisis, hoy vamos a tratar un tema fundamental para esta apertura. ¿Alguna vez has escuchado de la terapia psicoanalítica? ¿Sabes de las ventajas de ir a un psicoanalista? O ¿Sabes como funciona este tipo de terapia? Pues conmigo lo vas a descubrir.


Pues bien, la terapia psicoanalítica no es psicología. El psicoanálisis es una ciencia social que está fundada por la psicología, filosofía, neurología y otras disciplinas. El psicoanálisis es una ciencia multidisciplinar, que mantiene encuentros con muchas disciplinas complementarias para armar un discurso elaborado y funcional.


El padre del psicoanálisis es Sigmund Freud, la fundó en 1900. Fue el creador del inconsciente, manifestando que era una entidad que se gobernaba sola y enviaba pulsiones al sujeto para cometer ciertas acciones. Además, Freud indagó mucho en la niñez de sus pacientes porque el psicoanálisis actúa en retrospectiva; ir desde el pasado o la infancia, hasta ver el por qué de esa conducta que se tiene en el presente y que está irrumpiendo la rutina del sujeto.


Como toda ciencia, el psicoanálisis va evolucionando según la época. Es decir, que con las nuevas construcciones psíquicas y las nuevas modalidades de goce; el psicoanálisis va creando teorías contemporáneas. Lacan, continúo con el legado de Freud, basando sus 4 primeros seminarios en la teoría freudiana y los siguientes seminarios, teniendo otros conceptos que irán ayudando a entender o a analizar al sujeto en sesión. En la actualidad, el exponente principal el Miller, que sigue desarrollando la teoría psicoanalítica en base a lo que experimenta en su propio consultorio.


Lo que permite estar a la altura al psicoanalista, son los pacientes que vienen con síntomas contemporáneos, deconstruidos y muchas veces con los malestares a flor de piel. Es por eso que se logra avanzar, gracias a las urgencias de los pacientes que acuden donde un psicoanalista.


Ahora ¿Cómo es la terapia psicoanalítica? Pues es una terapia como cualquier otra, solo que se diferencia en las metodologías y herramientas que se utilizan al momento de impartirla. Cuando un sujeto consulta a un psicoanalista, por lo general se encuentra en urgencia. Sin urgencia no existiría el psicoanálisis. Entonces, separa una cita, llega al consultorio y comienza a hablar. Esto pasa por lo general en adolescentes y adultos que identifican mejor sus emociones o conductas y piden ayuda. Los niños y ciertos adolescentes si son enviados por los padres a donde un psicoanalista. La escucha clínica es una herramienta fundamental que utiliza el analista para impartir alguna interpretación, señalamiento, significante, etc.


Entonces, el sujeto comienza a hablar de lo que le pasa, pero aquí no hay un libreto o un banco de preguntas que se le hacen a todos los pacientes. La asociación libre, es lo que permite al sujeto poder hablar de lo que le molesta, lo tiene en duda, lo hace feliz, lo hace poner triste, etc. No es que el psicoanalista ya tiene formuladas las preguntas antes de la consulta y solo se basa en pregunta y respuesta.


Cada caso es una clínica personalizada para ese caso. Es decir, que por más parecido que sea el síntoma de los sujetos, la clínica será distinta. El psicoanálisis imparte que los sujetos somos particulares y que lo más íntimo es el síntoma. Este síntoma está constituido por la historia, los fantasmas, los traumas y el discurso de los padres. Un sujeto es constituido por los padres; por eso Lacan dice que “el inconsciente es el discurso del Otro”. Por consiguiente, el síntoma puede ser el mismo, tipo “anorexia” pero hay que indagar en el por qué de ese síntoma, que lo constituye, cuales son las razones de la historia del sujeto, que qué función cumple, etc. Es un trabajo investigativo, en retrospectiva y personal; entre el paciente y el analista.


No obstante, la transferencia es algo que se juega en la dinámica paciente – analista. Porque esta se va construyendo sesión a sesión. Puede ser positiva, cuando se abordan los temas por la vía de lo simbólico y las interpretaciones se van dando desde la vía del saber. También puede ser negativa, que es cuando el paciente no se siente cómodo con un comentario o interpretación del analista y tiene sentimientos negativos hacia el analista. Pero la transferencia es fundamental para el trabajo psicoanalítico, ya que esta permite tener un amor por el saber del analista. Ojo, amor al saber, no es un amor romántico, sino a un amor el saber del analista. Es decir, que el paciente piense que lo puede ayudar, que puede hacer algo con su problema. Etc.


Por ende, las ventajas que tiene la terapia psicoanalítica son las siguientes:

  • Te conoces más a ti mismo

  • Te sientes escuchado

  • Es una terapia personalizada

  • No tiene límite en el tiempo del análisis. O sea, que no es que en 40 sesiones te curaste, sino que esto dependerá de cuanto se implique el sujeto en su propio análisis. Los tiempos son lógicos, no cronológicos.

  • El analista se convierte en un compañero en el análisis del paciente. No quiere decir que le dice que hacer, pero lo acompañara en la aventura de su propio análisis.

  • Obtienes herramientas simbólicas para poder hacer con los problemas contingentes que pueden ir apareciendo en el camino de la vida.

  • Los cambios suelen ser más duraderos, ya que la terapia es un proceso en el cual se lleva poco a poco una mejoría.

  • Se actúa por medio del discurso del paciente.

  • Aprendes a identificar lo que te molesta y tus emociones.

Para concluir, la terapia psicoanalítica destaca de las otras porque la escucha clínica permite comprender un poco más al paciente, es una terapia profunda y se basa en el inconsciente, ayuda al sujeto a poder conocerse profundamente y se basa en la asociación libre.


Si te gustó lo que leíste y sientes curiosidad de poder atenderte con un profesional de la salud mental, comunícate conmigo a mi celular: 0968073173 y con gusto podré ayudarte. También sígueme en Instagram, estoy como @psic.kevinubillus


Recuerda que cuidar de tu salud mental, es primordial. Hasta la próxima.

27 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page